Cómo es el «super negocio» del manejo del dinero en efectivo

0
150

Camiones de caudales y bancos se reparten ganancias importantes, de más de $3.500 millones mensuales, costo que los supermercados le cargan a los clientes

Cómo es el "super negocio" del manejo del dinero en efectivo

Durante marzo último, según el Indec, los supermercados vendieron más de $100.000 millones en efectivo. Equivale al 28,1% del total. El resto se facturó mediante tarjetas de crédito, débito o billeteras electrónicas. En total, las grandes cadenas vendieron unos $363.000 millones ese mes.

Para esos grandes comercios, el manejo de efectivo se ha vuelto un problema que la aparición del billete de $2.000 no resuelve. Se trata de enormes fajos de dinero que no pueden trasladar fácilmente, y no es cuestión de dejar ese dinero parado en los locales -como sí puede realizarse con la mercadería no perecedera- porque con una inflación arriba del 100% interanual se trataría de una caída muy fuerte en el valor «real» de esos billetes.

Por eso mismo, los comerciantes tratan de sacarse de encima esos billetes lo antes posible. Incluso pagan para eso.

O le dan la oportunidad a los clientes para sacar efectivo de las cajas sin costo adicional. Se entiende: es una forma de evitar pagar para sacarse de encima ese dinero.

El costo de sacar el efectivo

Los supermercados afrontan dos costos para sacar el dinero de las sucursales: por un lado, le pagan al servicio de los camiones de caudales, que deben pasar para cargar el efectivo recaudado.

Por el otro, están los bancos. También se llevan una tajada por poner a empleados suyos a contar los billetes y a depositarlos en la cuenta bancaria del comercio.

Para esos grandes comercios, el manejo de efectivo se ha vuelto un problema que la aparición de $2.000 no resuelve

Para los grandes comercios, el manejo de efectivo se ha vuelto un problema que la aparición del billete de $2.000 no resuelve

¿Cuánto se lleva cada uno? El costo de los camiones de caudales asciende al 1,5% promedio. Es decir, por los $102.000 millones que se llevaron en marzo, esas empresas embolsaron $1.530 millones.

A su vez, las entidades financieras se quedan con el 2% promedio del efectivo que manejan. En total fueron $2.040 millones en marzo.

En total, teniendo en cuenta lo embolsado por los camiones de caudales y los bancos, el costo global se arrimó a los $3.570 millones. Equivalente nada menos que al 3,5% del total facturado en efectivo por los supermercados.