Cómo evitar la flacidez al perder peso

0
72
Cómo hacer para que tu piel no sufra al perder unos kilos

Perder peso demasiado rápido puede dañar tu piel de forma irrecuperable. Las estrías o la flacidez, son problemas muy frecuentes asociados a una pérdida de peso demasiado brusca. Por lo que es muy importante que cuides ciertos aspectos a la vez que cambiás tu forma de alimentarte.

De sobra son conocidos los terribles efectos de las dietas rápidas, incluidos todos los asociados a la piel. Para evitar que se vea flácida, es fundamental que realices una dieta variada, equilibrada y baja en calorías. Lo aconsejable es perder alrededor de 500 gramos a la semana y bajo ningún concepto, más de 1 kilo.

La hidratación es fundamental para evitar daños en la piel, pero no basta con hidratarla desde fuera. Asegurate de tomar al día un mínimo de 2 litros de agua. También es importante usar productos específicos que ayuden a mantener la elasticidad.

Practicar ejercicio es necesario para perder peso de forma saludable y para ello, el más recomendable es el aeróbico, correr, montar en bici o nadar, por ejemplo. Pero no te limites al cardio, ya que debés trabajar tu cuerpo de forma específica. Realizá ejercicios de fuerza, como abdominales, planchas, sentadillas etc.

Por último, combiná alimentos ricos en proteínas con carbohidratos. De esta forma, podrás mejorar tu rendimiento físico y la capacidad de tu cuerpo para gastar energía.

Fuente: Nosotras