Contradicciones en el Gobierno sobre el regreso del IFE: Moroni lo descartó pero para Arroyo “no está descartado”

0
115
De un sector alegan que la situación es distinta a la del 2020 mientras que del otro hacen hincapié en quienes no se han recuperado económicamente tras la cuarentena anterior El avance de la segunda ola de coronavirus en el país condujo a que vuelvan las restricciones más duras que estuvieron vigentes durante los primeros meses del 2020. Sin embargo, el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) no ha vuelto pese a que varios comercios no han podido abrir y cuando en el Gobierno se evalúa alternar cuarentenas estrictas como la ocurrida la última semana.

Ante este escenario, surgen declaraciones contrarias sobre el regreso de dicho subsidio. El ministro de Trabajo, Claudio Moroni, aseguro “no lo tenemos en cuenta”, inmediatamente después de salir de una reunión con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero. “Hay que pensar cuál era la situación fáctica cuando tuvimos el IFE: no pasaba ni una bicicleta por la calle”, agregó Moroni ante la prensa en Casa de Gobierno para fundamentar su postura.

“Hoy tenemos a sectores como la industria manufacturera y la construcción que están generando empleo, la actividad sigue funcionando, más allá de que hubo restricciones, y a esos sectores críticos los estamos asistiendo. La situación fáctica es distinta”, concluyó el ministro.

Sin embargo, en la vereda de enfrente se encuentra el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, quien había asegurado momentos antes de que declare Moroni que es una iniciativa que “no está descartada”. “Estamos evaluando todas las alternativas, no hay ninguna alternativa descartada”, dijo en declaraciones televisivas.

“El IFE que llegó a 9 millones tiene tres realidades. Hay 3 millones de personas que sí volvieron al trabajo y están en actividad como antes de la pandemia. Otras 3 millones están en una en zona gris, en que se recuperaron pero con dificultades. Y otros 3 millones están con muchas dificultades. O bien están sin trabajo o qué perdieron parte de la cantidad de horas que trabajaban y no las recuperaron”, mencionó en declaraciones a Crónica HD.

“Hay dos realidades. La pobreza está aumentando, y si aumentan los precios de los alimentos, eso aumenta más la pobreza. Ese es el principal problema sacando la pandemia. No es solo el precio alto sino la falta de referencia”, dijo el ministro de Desarrollo Social. “En función del análisis de toda la situación, vamos a tomar medidas adicionales”.

Por su parte, el ministro de Desarrollo bonaerense, Andrés “Cuervo” Larroque declaró en línea con Arroyo: “Es indispensable que continúe el IFE y creemos que debemos reconvertir esas instancias en políticas para que no reciban ningún tipo de cuestionamientos”