Crimen de Fernando Báez: dos de los rugbiers cumplen años en la cárcel

0
85

  • 2020-02-25

Se trata de Lucas Pertossi y Enzo Comelli, que este martes cumplen 21 y 20 años, respectivamente.

Dos de los rugbiers detenidos por ser acusados de participar en la muerte de Fernando Báez Sosa cumplen años en la cárcel este martes 25 de febrero.

Se trata de Lucas Fidel Pertossi y Enzo Tomás Comelli, que cumplen 21 y 20 años, respectivamente.

Ambos están considerados como coautores del «homicidio doblemente calificado por alevosía y el concurso premeditado de dos o más personas» de Fernando y las «lesiones» que sufrieron cinco de los amigos de la víctima.

La misma calificación les cabe a sus otros seis compañeros alojados en el mismo pabellón de la Unidad Penitenciaria 6 de Dolores desde el 29 de enero.

Fuentes del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) aseguraron a Télam que «por el momento» no hay ningún pedido realizado por los dos presos ni por sus familiares para que se les autorice una visita especial.

«La única visita autorizada que tienen esos presos son los días jueves de 18.30 a 19.30», dijo un vocero del SPB, aunque aclaró que en general un interno puede pedir una visita especial, lo que no ocurrió hasta el momento.

Los dos rugbiers permanecen alojados en una celda junto a Máximo Thomsen (20), Ciro Pertossi (19), Blas Cinalli (18), Ayrton Viollaz (20), Luciano Pertossi (18) y Matías Benicelli (20).

Por disposición de las autoridades del penal, los ocho rugbiers están separados de resto de la población carcelaria, para evitar que puedan sufrir agresiones.

En las indagatorias de la semana pasada, los rugbiers denunciaron ante la fiscal Verónica Zamboni que son amenazados por los otros presos.

«Los otros presos nos gritan que tienen precio nuestras cabezas (…), que nos quieren violar, nos gritan de todo por la ventana», sostuvo Thomsen.

Cinalli, por su parte, dijo: «Tenemos todos miedo, por el tema de la cárcel, por la ventana nos gritan cosas, nos dicen que nos esperan».

También apuntó lo mismo Comelli: «(En el penal) recibimos muchos insultos y amenazas de parte de otros internos por ventanas a la madrugada, a la tarde, a toda hora».

«Nos quieren asustar afilando las puntas debajo de nuestra ventana, gritando nuestros apellidos reiteradamente, grabando videos esperándonos en los pabellones», agregó.

Los ocho están acusados como «coautores» del crimen de Fernando. Sus otros dos amigos, Alejo Milanesi (19) y Juan Pedro Guarino (19), en libertad desde el 10 de febrero, están imputados como «partícipes necesarios». Ambos delitos prevén una pena de prisión perpetua.