jueves, julio 25

David Beckham esperó 13horas en una fila para despedir a la reina Isabel II

0
227

El histórico futbolista se acercó a las inmediaciones del Parlamento alrededor de las 2 de la mañana y pudo ingresar al Salón de Westminster a las 15 horas

Grandes personalidades mundiales de distintos sectores han expresado públicamente sus condolencias por el fallecimiento de la reina Isabel II. Entre ellas, el histórico futbolista inglés, David Beckham, quien lejos de gozar de privilegios para despedir a su monarca se mezcló entre la gente que aguarda para rendirle homenaje.

El dueño del Inter de Miami esperó 13 horas en una fila hasta ingresar al Salón de Westminster donde se encuentra el féretro. Según comentó a un canal de noticias, se dirigió a las inmediaciones del Parlamento a las 2 de la mañana y debió esperar hasta las 15 horas para entrar al lugar.

“Pensé que viniendo a las dos de la madrugada iba a estar un poco más tranquilo, me equivoqué. Todos tenían eso en mente. Pero hay gente de todas las edades, todos quieren estar aquí para ser parte y celebrar lo que Su Majestad hizo por nosotros”, dijo el ex Real Madrid diálogo con ITV News.

La presencia del jugador provocó un leve atraso ya que algunos fanáticos se acercaba para solicitarle un autógrafo o una imagen.

En diálogo con Sky News, comentó qué sensaciones le generó la partida de Isabel II. “Siempre supimos que este día sería difícil. Nuestros pensamientos están con la familia; es muy especial escuchar todas las historias de la gente que vino hasta aquí”, manifestó desde la fila.

El exjugador del Manchester United recordó que su momento “más especial” con Isabel II fue cuando recibió de sus manos la distinción de la Orden del Imperio Británico (OBE, por sus siglas en inglés), en 2003. “Llevé a mis abuelos conmigo porque eran grandes monárquicos”, dijo sobre aquel día.

El desmayo de un guardia real

Las últimas jornadas se han tornado más largas de lo habitual no sólo para todos aquellas personas que quieran despedir a la monarca sino también para quienes se encuentran al cuidado de su féretro. Algunos trabajadores han comenzado a sentir el peso de las horas, como uno de los guardias reales que se descompensó mientras realizaba tareas de custodia.

Las imágenes captadas corresponden a la capilla ardiente de la reina Isabel II en Westminster Hall, donde miles de personas que presenciaban el homenaje quedaron boquiabiertos ante el desmayo del hombre. El video rápidamente se volvió viral y generó repercusión en las redes sociales.