miércoles, mayo 22

El aumento del boleto de colectivo de Saeta está al caer

0
343

Los salteños simplemente están a la espera que se anuncie a cuánto subirá el precio del pasaje de colectivo, luego del pedido de incremento que hizo Saeta.

Hay que recordar que hace una semana se realizó la audiencia pública, en donde todas las partes dieron su postura respecto del aumento de la tarifa del pasaje del transporte. Lo concreto es que las audiencias no son vinculantes. En ese paso administrativo, Saeta volvió a ratificar su pedido para que el boleto pase de costar los actuales 61,50 pesos a 110 pesos, lo que implicaría un encarecimiento del 80 por ciento.

El argumento de la empresa son los fuertes aumentos que vienen teniendo en los costos fijos (precio del combustible, salarios de los empleados y neumáticos, entre otros). Una vez cumplida la audiencia pública, la definición de cuántos será realmente la suba está en manos de la AMT (Autoridad Metropolitana del Transporte), que es la que define sobre el pedido de Saeta.

Hay que tener presente que desde ayer el precio del transporte interurbano de media distancia cuesta un 80 por ciento más, ya que es la cifra que autorizó la AMT. Los empresarios de este sector señalaron que estaban en una situación de quebranto, por lo que habían solicitado que la suba sea del 130 por ciento, pero solo se le terminó autorizando un 50 por ciento menos.

Argumentos

Durante la audiencia pública que se realizó en Campo Quijano, el presidente de Saeta, Claudio Mohr, brindó una exposición en la que argumentó el pedido de incremento de casi el 80% sobre el valor actual del boleto. “Sabemos que es fastidioso hablar de aumento, pero la realidad del país es que todos los servicios aumentan y lo único que no había aumentado hasta el momento es el transporte, y no debemos poner en riesgo el servicio que prestamos que es bueno, con gran cantidad de líneas, muchas frecuencias y una renovación continua de la flota” dijo.

A su argumento sumó que Salta en la actualidad tiene una de las tres tarifas más bajas de todo el país, ubicándose en la región por debajo de los precios que tienen en Jujuy, Tucumán, y otras provincias.