viernes, diciembre 8

El Gobierno defendió gastar mas de $ 40 millones en el acto de Plaza de Mayo

0
166

Hoy en Plaza de Mayo el Gobierno celebrará con su militancia el Día de de los Derechos Humanos; desde Presidencia se negaron a confirmar el costo total del evento

Este viernes el Gobierno celebrará junto a sus militantes el Día de de los Derechos Humanos y en conmemoración de los 38 años del regreso de la democracia en un acto “a todo trapo” en el que estarán presentes las principales figuras del Frente de Todos y el ex presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva e incluso habrá bandas musicales.

El evento al que Máximo Kirchner instó a su militancia a que “revienten Plaza de Mayo”, tendrá un costo que supera los 40 millones de pesos y sera financiado desde las arcas del estado, pese a que se trate de un acto partidario y que no fueron invitados formalmente dirigentes ni agrupaciones no oficialistas. Pese a la polémica por el despilfarro de fondos públicos, el Gobierno defendió la realización del acto.

“Los gastos corren por cuenta de la organización del acto. Es un acto institucional que tiene que ver con la celebración del Día de los Derechos Humanos y de la recuperación de la democracia. Está bueno que sea una tradición en la Argentina que celebremos después de que nos costó tanto recuperar la democracia”, indicó la portavoz presidencial, Gabriela Cerruti.

En este sentido, desde Casa Rosada buscan sacarle el mote de “partidario” al acto para que el enorme gasto que implicará el evento esté justificado y ahora abren la convocatoria a toda la ciudadanía: “Esperamos que las familias argentinas puedan participar. Queremos que esté poblado de banderas argentinas. Para nosotros es realmente muy importante”, aseguró la funcionaria.

Lo cierto es que desde el anuncio del acto, la invitación estuvo destinada a la militancia. La semana pasada el Máximo Kirchner realizó la convocatoria a su electorado y con una contundente agenda que no acepta grises: “Hay que reventar en serio la Plaza de Mayo. Ese día invito al pueblo argentino a que abrace a alguien que como Cristina sufrió la persecución judicial –Lula Da Silva– y que volverá a ser el presidente de Brasil”, expresó Máximo Kirchner.

Incluso, en el video en el que arengó a la militancia a ir a la Plaza de Mayo, la vicepresidenta incluyó imágenes con la figura de Néstor Kirchner como Presidente y del ex mandatario de Brasil. Para el caso, no incluye ninguna imagen del expresidente Raúl Alfonsín, como anzuelo para realizar una convocatoria apartidaria.

En el Gobierno se negaron a dar cifras del costo real del acto, aunque fuentes consultadas por Clarín precisaron que oscilará los 40 millones de pesos: “Va a ser parecido al de asunción (del 10 de diciembre de 2019) pero va a costar menos”, afirmaron. Aquel acto, costó cerca de 60 millones de pesos. De todos modos, admiten que la cifra definitiva “todavía no está cerrada”.

Aunque el gasto para este acto se afrontará con una partida extraordinaria por contratación directa ya que se definió en la última semana, el Gobierno tiene lista la aprobación de una licitación para cubrir el “Servicio de Realización de Eventos y Producción Integral para las actividades Presidenciales ó de Interés Presidencial por un plazo de seis (6) meses”. La firma que en el expediente 503-0005-LPU21 que figura en el sitio de Compras del Estado hizo la oferta más baja y por lo tanto corre con ventaja para lograr su adjudicación es la de Saavedra: pidió 132 millones de pesos. Pero ese número sólo contempla actos de menor masividad. Para tener en cuenta: por un acto de hasta 10 mil personas, según el pliego, el Estado puede pagar hasta $13 millones.