EVANGELIO DEL DÍA

0
118

EVANGELIO DEL DÍA🌾

Lucas 19,45-48:

En aquel tiempo, entró Jesús en el templo y se puso a echar a los vendedores, diciéndoles: «Escrito está: «Mi casa es casa de oración»; pero vosotros la habéis convertido en una «cueva de bandidos.»»
Todos los días enseñaba en el templo. Los sumos sacerdotes, los escribas y los notables del pueblo intentaban quitarlo de en medio; pero se dieron cuenta de que no podían hacer nada, porque el pueblo entero estaba pendiente de sus labios.

Palabra del Señor
🌾MEDITACIÓN DEL EVANGELIO 🌾

Lucas 19, 45-48.

🌾 El templo de Dios.

1) El templo:

Cuando hablamos de templo nos referimos a una cuestión arquitectónica. Pues, cuando hablamos de Iglesia, hablamos de todo bautizado. Es por ello que hoy nos remitimos a cuidar nuestro lugar sagrado. En esto no tan solo me refiero a cuidar las instalaciones de una iglesia y lograr embellecerla, sino que nosotros los católicos debemos cuidar los lugares sagrados. Hasta con nuestro modo de vestirnos y de dirigirnos a ello, porque es nuestra casa común. Vos, ¿qué haces por tu templo?

2) Matarlo:

Cuando uno es claro y habla con claridad, seguramente que a un sector mucho no le gustará. Es por ello que tenés que asumir lo que corresponde. Por favor, no te victimices. Aprende a enfrentar las situaciones, pero siempre desde la verdad. Todo tiene su tiempo y su momento.

3) Sus palabras:

Hoy mucha gente busca a Jesús y necesita de Él. No dejes de buscar a Jesús y de llenarte de su amor. Él nunca te abandona y siempre te llena de paz.