Juan Martín Mena, sobre el envío de armas a Bolivia: “Nadie puede creer que la decisión fue tomada por un grupito de gendarmes”

0
78

El viceministro de Justicia y Derechos Humanos apuntó contra la gestión de Macri y consideró que el expresidente “esta complicado para defenderse”.

El ministro de Gobierno de Bolivia, Eduardo del Castillo, exhibió las municiones encontradas en los depósitos de la policía

El ministro de Gobierno de Bolivia, Eduardo del Castillo, exhibió las municiones encontradas en los depósitos de la policía28 julio 2021 14:00El viceministro de Justicia y Derechos Humanos, Juan Martín Mena, apuntó contra Mauricio Macri y aseguró que “documentalmente está probado” el contrabando de armas a Bolivia en el que habría incurrido el expresidente para impulsar la caída de Evo Morales.“Creo que Macri y Bullrich están complicados para defenderse. Tienen que decir quién fue el que tomó la decisión de contrabandear armas. Documentalmente, el hecho está probado. Sólo falta saber quiénes fueron todos los responsables”, afirmó el funcionario, y agregó: “Nadie puede creer que esa decisión fuese tomada por un grupito de gendarmes”.En ese sentido, Mena consideró que se trató de una “decisión a máxima escala de Gobierno” y apuntó contra Mauricio Macri al sentenciar: “No hay forma de que dos ministros se pongan a conspirar y fomentar un golpe de estado en la región sin que lo sepa el presidente”. “Me parece que es una cuestión de sentido común, pero que tendrá que ser probada judicialmente”, argumentó.

Además, el viceministro se refirió a la denuncia contra el expresidente y los exministros Patricia Bullrich (Seguridad) y Oscar Aguad (Defensa) y sostuvo que es “increíble que ni siquiera hayan podido ensayar una respuesta en 20 días y apelen ahora a cualquier artilugio relacionado con la campaña”. “Evidentemente, no pueden dar ninguna respuesta porque no se quieren despegar de sus aliados políticos”, advirtió.Por último, Mena señaló que “no está mal” enviar seguridad a la embajada de un país en crisis, pero “lo que es cuestionable es usar esa excusa” para desviar armas a otra fuerza. “De ninguna manera ese material se había usado en un entrenamiento del grupo Alacrán. Eso es disparatado. La unidad de gendarmes que llegó a Bolivia en esos días estaba compuesta por once personas que estaban custodiando la embajada en plena crisis, con un gobierno de facto que reprimía al pueblo. En esa situación no se podía salir para hacer prácticas de tiro”, fundamentó

Las declaraciones del funcionario tienen lugar luego de que La Nación revelara que dos funcionarios del actual gobierno prorrogaron la autorización temporal del armamento para proteger la embajada en La Paz.