Las tres razones por las que el dólar blue subió $4 en dos días

0
72

Luego de retroceder la semana anterior, el billete paralelo se despertó en el inicio de la semana. La incertidumbre, la expectativas de inflación y la política cambiaria oficial, entre las explicaciones que dan los analistas.

El dólar blue se despertó en las dos primeras ruedas de la semana corta. Aún cuando hay menos pesos en la calle a esta altura del mes, el billete paralelo sumó cuatro pesos en apenas dos días y alcanzó los $208.

La incertidumbre política, las recalentadas expectativas de inflación y la aceleración del resto de las cotizaciones explican, en parte, el incremento del tipo de cambio informal.

Operadores y economistas consultados por TN señalaron las tres principales razones por las que el dólar blue volvió a aumentar en los últimas dos ruedas.

1. La inflación sigue en alza

El dólar blue -que este martes cerró en $208, tres pesos más que el “solidario”- está en el mismo nivel del último día hábil de diciembre de 2021. Y aún está lejos de los más de $223 que llegó a tocar a fines de enero, cuando el acuerdo con el FMI parecía diluirse.

Los precios aumentaron por encima de las cotizaciones del dólar a lo largo de 2022. (Foto: Marcelo Capece/NA)
Los precios aumentaron por encima de las cotizaciones del dólar a lo largo de 2022. (Foto: Marcelo Capece/NA)

Por lo tanto, si bien el alza puede parecer importante, los analistas prefieren poner los números en perspectiva. Al respecto Matías De Luca, economista de LCG, consideró que la suba actual responde más que nada a una inflación que no cede y que acumula un alza de 23% en lo que va del año mientras el blue opera exactamente al mismo valor que en diciembre.

2. El dólar oficial aceleró el ritmo

Incluso antes del inicio de 2022, el Banco Central (BCRA) empezó a convalidar un deslizamiento más rápido en el tipo de cambio. Fue una de las señales que el Gobierno quiso darle al FMI en la previa del acuerdo, en el que se comprometió a mantener la competitividad. Esto es, el poder de compra de los pesos en relación con otras monedas.

Mientras el blue no registra variación en comparación con el valor de fin de año, el tipo de cambio oficial se deslizó 15,6% desde diciembre hasta hoy. Si bien no empata con la inflación, es la alternativa que más se acerca al ajuste de los precios.

Las tres razones por las que el dólar blue subió $4 en dos días

“El BCRA busca que el tipo de cambio no se atrase en demasía (eliminando expectativas de un salto cambiario abrupto), al mismo tiempo que la secretaría de Finanzas ofrece instrumentos CER y dólar-linked que descomprimen la demanda de dolarización”, señaló De Luca.

3. La suba de los dólares financieros

Los tipos de cambio financieros, que llegaron a perforar los $190 en abril, recuperaron el ímpetu en las últimas semanas. Suben alrededor de 3% en lo que va de mayo y finalizaron este martes en torno a los $212.

“Hay más interés por el dólar. El ajuste CER ya está un poco desgastado y, aún con incertidumbre, la inflación debería bajar un poco. Pero, en general, vemos un poco más de demanda en la dolarización, por eso la suba de estos días, aunque leve”, expresó un asesor financiero ante la consulta de TN.

En mayo la dolarización de carteras de inversión se volvió a sentir. (Foto: Carlos Villoldo/BCBA).
En mayo la dolarización de carteras de inversión se volvió a sentir. (Foto: Carlos Villoldo/BCBA).

Por su parte, un operador cambiario interpretó que hay cierta correlación entre el tipo de cambio paralelo y el que se consigue en el mercado financiero.

“Con un contado con liquidación que en el transcurso del mes fue subiendo, el blue se había quedado un poquito atrás. Está acompañando más que nada al financiero, que viene aumentando. Igualmente, es un mercado que está moviendo muy poco volumen”, afirmó.

En la misma línea se manifestó Juan Ignacio Paolicchi, economista de Empiria. “Hay que entenderlo como un reacomodamiento. El dólar blue venía desacoplado del contado con liquidación, por lo que es lógico que corrija”. De todos modos, destacó: “En términos relativos, la brecha cambiaria permanece en niveles bajos para esta administración: son los mínimos en los últimos dos años ajustados por inflación”.