domingo, septiembre 26

Lourdes Sánchez y Chato Prada fueron víctimas de un insólito robo: “La bronca que me va a dar pagar”

0
185

La bailarina descargó toda su furia en las redes sociales y reconoció su error al confiarse y distraerse dos minutos.

Lourdes Sánchez utilizó sus redes sociales para hablar de una desagradable situación que vivió en Palermo, poco después de haber ido al shopping a hacer unas compras. Según relató, dejó las bolsas en el baúl y ante la insistencia de su hijo para ir en busca de un helado, bajaron del auto dos minutos y cuando regresaron ya no quedaban ni los envoltorios de las cosas que adquirió.

La bailarina explicó que ni ella ni el Chato Prada pudieron cerrar correctamente el vehículo, y eso les pareció raro. Sin embargo, eligieron darle el gusto al pequeño Valentín, bajaron en la heladería y los delincuentes -que estaban observando sus movimientos- hicieron lo suyo.

“Lulú informa que ha sido robada. ¡Una amargura! Como una bolud… junto con Pablo caímos. Dejamos las bolsas, nos bajamos y pensamos que tardábamos dos segundos. Me robaron todo. Estén atentos y no caigan como yo”, explicó a través de un video.

La bailarina también se despachó con algunas frases que dejan a la vista su rabia: “El país que tenemos… Tenemos que agradecer estar vivos. Mucha impotencia. El que mal lo consigue mal termina. Todas las ganas que le ponen a robar ¿por qué no la ponen en laburar chorros hdp?”.

Por último, con una mezcla de humor y tristeza, dio un dato color que la perseguirá durante medio año: “Me compré mi perfume en seis cuotas. ¡La bronca que me va a dar pagar seis meses algo que me robaron”.

En marzo, Lourdes había sido noticia por enfrentar a una mechera que le robó el celular en un negocio de ropa de Palermo, mismo barrio donde fue asaltada en las últimas horas. La correntina estaba viendo prendas cuando de repente sintió un movimiento extraño en su cartera. Cuando se fijó se dio cuenta de que le faltaba el teléfono celular y no dudó en frenar a la mujer que estaba cerca suyo, a quien le pidió que se lo devolviera.

“Le agarré fuerte del brazo y le dije ‘devolvémelo’. Estaba segura de que era ella. ¿Qué hace la mina? Saca de su cartera mi teléfono y me dice: ‘Perdón’. ¿Perdón por qué? ¿Por afanarme?”, comentó indignada en Los ángeles de la mañana.

Cuando empezó a gritar que “había una chorra” en el negocio, la mujer se dirigió rápidamente hacia la salida y desapareció. Después del desafortunado episodio, la panelista aprovechó para advertir a sus seguidores. “¡Tengan mucho cuidado! En la Avenida Santa Fe sé que hay muchas chorras que trabajan de a dos, como fue en mi caso, primero la mujer que se me acercó mucho y la otra que aprovechó para afanarme. Cierren las carteras”, señaló.