jueves, junio 20

Massa complicadísimo de cara a octubre: por qué el mercado anticipa más inflación y presión sobre los dólares libres

0
286

El salto de 22% del dólar oficial tuvo un fuerte impacto en precios de transables por el pass-through y sobre costos de las empresas.

Massa complicadísimo de cara a octubre: por qué el mercado anticipa más inflación y presión sobre los dólares libres

Luego de una semana marcada por la aceleración de los dólares financieros, el dólar blue cotiza este lunes a $730 en las cuevas del microcentro porteño. Sin anclas a la vista, el CCL continúa extendiendo su tendencia alcista. El viernes avanzó trepó $9 o 1% de $761 a $770, marcando la octava jornada de alza desde los comicios. De esta forma, el principal dólar financiero se disparó 28,76% desde el viernes pre-PASO ($598), consolidándose como la suba más abrupta para nueve días desde las primarias de 2019 y la devaluación de agosto 2018. Y para peor, todas las medidas anunciadas el fin de semana impulsarán la cotización de los dólares libres.

En este escenario, con el dólar mayorista fijado en $350, la brecha ya supera nuevamente el 100% y se transformó en la más elevada en un año. Expertos alertaron que la rapidez con que la brecha volvió a niveles críticos es alarmante, producto de que la devaluación sin plan mediante no sirvió para recomponer expectativas, sino que más bien tuvo un impacto directo en precios y una baja muy transitoria de la brecha cambiaria.

La historia señala que un spread cambiario tan arriba del 100% nunca fue sostenido por mucho tiempo en el pasado, por lo que analistas estiman que la estrategia del oficialismo de mantener quieto el tipo de cambio oficial hasta por lo menos el 30 de octubre, se torna cada vez menos factible. Hoy, sin anclas en el horizonte, ni siquiera el resultado de las elecciones del 22 de octubre podrían traer algo de calma al mercado, ya que probablemente no se definan en primera vuelta, por lo que la incertidumbre se extenderá hasta el 19 de noviembre. Hasta las Generales quedan 39 días hábiles, mientras que para el balotaje restan 59. La brecha nunca se mantuvo en niveles superiores a los actuales por lapsos tan prolongados.

En cuanto al daño de la devaluación en precios, el impacto colateral más inmediato será un salto de la inflación a los dos dígitos mensuales en agosto y septiembre. Los primeros relevamientos de alta frecuencia permiten anticipar una inflación de 11% en agosto y en torno a 15% en septiembre, existiendo alguna chance de penetrar el 10% recién en octubre. La inflación acumulada de 27% entre agosto y septiembre y de 39% incorporando octubre evaporará rápidamente la devaluación real.

Las preocupaciones del Gobierno por la escalada de los dólares libres son reales. En lo que va del año, el informal escaló 111%, el MEP 103% y el «contado con liqui» 124%, mucho más que la inflación acumulada en torno al 60% que el mercado baraja que se acelerará para el lo que resta del año.

A la espera del acuerdo con el FMI, el dólar blue cotiza este miércoles a $498 en las cuevas del microcentro porteño

Los movimientos volátiles del dólar blue pusieron en alerta a todos los inversores locales

La inflación de cara a octubre

Si bien el BCRA subió la tasa de política monetaria inmediatamente después de la devaluación del 22% del tipo de cambio oficial, dadas las características de la economía argentina, en este momento particular la tasa de interés trabaja sobre pocos canales de transmisión, por lo que su efectividad para bajar la inflación es prácticamente nula.

El mecanismo de la tasa de interés (que opera sobre las decisiones de ahorro e inversión del sector privado) no funciona al 100% debido a las dificultades de los agentes económicos para invertir en economía real y la incertidumbre del cambio de gobierno.

in plan económico sólido, ni cambio en las expectativas y en los niveles de confianza, el uso de la tasa solamente potencia los desequilibrios en la hoja de balance del Banco Central, una herencia (junto con la de los vencimientos en pesos) sobre la cual el próximo gobierno ya debería empezar a trabajar.

Con todo, abatir la inflación solo con la tasa es un sueño lejano. Intentar controlar el precio del dólar de mercado (o sostener el valor del peso) a fuerza de un mayor costo financiero podría resultar en el corto plazo, aunque el resto de los instrumentos también sufra coletazos. Pero no alcanza.

Menos dólares y mismos problemas

Tal como estaba previsto, y pese al incumplimiento total de las metas, llegó desde Washington el desembolso de u$s7.500 millones. De la mano de los DEGs, vino una modificación en los objetivos de acumulación de reservas y asistencia monetaria al Tesoro, mientras que el target fiscal se mantuvo inalterado.

De todas formas, el Banco Central logró un respiro transitorio. Con el desembolso, las reservas se engrosaron en u$s5.634 millones (los  u$s  1.866 restantes se destinaron a pagos con Qatar y la CAF). Así, las reservas totales se sitúan en  u$s  29.001 millones, y las netas son negativas en  u$s  4.373 millones. Por otro lado, si bien la nueva edición del «dólar agro», junto con la devaluación y supercepo a importadores, trajo cierta calma en el corto plazo, el panorama de cara a los próximos meses es mucho menos alentador.

Massa complicadísimo de cara a octubre: por qué el mercado anticipa más inflación y presión sobre los dólares libres

Massa complicadísimo de cara a octubre: por qué el mercado anticipa más inflación y presión sobre los dólares libres

Los niveles de retención de granos no son considerablemente altos en relación con el promedio histórico. Por otro lado, este tipo de incentivos hizo que la liquidación se reduzca drásticamente sin un mejor tipo de cambio para las exportaciones, a la espera de otro «dólar agro» o una eventual unificación/devaluación cambiaria de cara al próximo gobierno.

Para peor, en el mercado de cambios, las compras oficiales están perdiendo fuerza. Expertos de la city porteña señalaron que no sorprende que la oferta del MULC merme, probablemente tentándose con una brecha tan elevada y sin perspectivas de ancla en el cortísimo plazo.

Por otro lado, la política contractiva de la FED para lograr contener la inflación trajo importantes consecuencias para el resto de los países del mundo. El principal efecto se reflejó en importantes salidas de capitales hacia Estados Unidos, provocando de esta forma depreciaciones en las monedas a lo largo y ancho del globo. La contracara de esto es un dólar mucho más fuerte, que trae como resultado la caída en el precio de commodities, producto de la menor demanda global.

Cuál es el precio del dólar blue hoy

El dólar blue se ubica en $730 para la venta y a $720 para la compra.

Cómo operan los dólares financieros

En el mercado bursátil, el dólar contado con liquidación (CCL) se negocia a $770,12; mientras que el MEP se ofrece a $664,97. 

Cuál es el precio del dólar oficial

El dólar minorista cotiza hoy a $367 promedio.

En el mercado mayorista, la moneda estadounidense se consigue en un promedio de $350,10.

En tanto, el Dólar Solidario y Dólar Tarjeta -que cuentan con una alícuota 30% de impuesto PAÍS y de 45% de percepción de ganancias- se ubican en $642,25.

Mientras que para compras superiores a 300 dólares -que posee un impuesto adicional de 5%-, cotiza a $660,60.

La brecha cambiaria

Por último, la brecha cambiaria entre el dólar minorista promedio que publica el BCRA y los diferentes tipos de cambio, queda de la siguiente manera:

  • Blue: 98%
  • CCL: 110%
  • MEP: 81%