viernes, septiembre 30

Nuevas tarifas: cómo sería el plan de segmentación para la luz y el gas que prepara el Gobierno

0
142

El nuevo plan para segmentar tarifas tiene como fin limitar el subsidio generalizado y focalizarlo en los hogares más vulnerables que necesiten de asistencia.

Las nuevas tarifas buscan focalizar los subsidios en aquellos hogares que necesiten mayor asistencia.

En plena carrera hacia las elecciones legislativas que se darán en unas semanas, el Gobierno nacional busca la manera de poder hacer frente a las necesidades económicas de los sectores más vulnerables, pero sin que el aumento de tarifas sea elevado para la mayor parte de la población. Por ese motivo, se busca segmentar las tarifas, de modo de limitar los subsidios a los más necesitados de asistencia.

Los aumentos de tarifas de los servicios de gas y electricidad, en principio, estarían programados para el inicio del próximo año, 2022.

Sobre ello, se prepara una tarifa diferencial, que distinga entre los ingresos de cada hogar, de modo de determinar el monto total que deberá abonar cada usuario, limitando el subsidio del Estado en dicha facturación.

Entre los factores, además de los niveles de ingresos, se tendrá en cuenta la propiedad del inmueble, así como su valor, los ingresos y si el titular del servicio es el dueño de la casa, o si se encuentra en alquiler. Para aquellos que sean propietarios de inmuebles industriales o comerciales, también se evaluará el tipo y la actividad.

Nuevas tarifas: cómo sería el plan de segmentación para la luz y el gas que prepara el Gobierno

Darío Martínez, el secretario de Energía y Alberto Fernández hicieron foco en la necesidad de la segmentación de tarifas desde noviembre de 2020.

Este año, la suba de tarifas de gas y electricidad no superó el 10% coincidiendo con el hecho de que es un año de elecciones y eso provocaría el descontento de la población, teniendo en cuenta que la crisis económica se agravó por la pandemia del coronavirus y las estrictas restricciones, que incluso, dejó a muchos ciudadanos sin trabajo y una parte de los comercios tuvo que bajar sus persianas.En el caso de quienes mantendrán los subsidios, además de aquellas personas que tengan bajos ingresos, será para aquellos que son titulares de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y por Embarazo (AUE), jubilados y pensionados, beneficiarios de planes sociales y quienes paguen alquiler de sus viviendas.

Para aquellos que puedan pagar una tarifa plena, de acuerdo a su poder adquisitivo y localización de la vivienda, el aumento llegaría al 80%.

Quienes estén dentro del grupo de usuarios pertenecientes a clase media, el subsidio será evaluable y actualizable, teniendo en cuenta que son aquellos que tienen ingresos de grupo familiar por encima de los $100 mil, en CABA. Los beneficiarios de la Tarifa Social, que incluye jubilados, pensionados, titulares de la AUH y programas sociales, el incremento sería de un dígito o igual a 0.