jueves, julio 18

Piden cancelar a Pepe Le Pew y Speedy Gonzales por acoso sexual y racismo

0
440
Un columnista del New York Times, aseguró que dichas caricaturas promueven el racismo y la cultura de la violación y el acoso Un periodista del diario norteamericano The New York Times encendió la polémica cuando en una columna publicada el último domingo apuntó contra las caricaturas de Lonney Toones Pepe Le Pew y Speedy Gonzales al asegurar que promueven la cultura de la violación y el racismo.

“El racismo debe ser exorcizado de la cultura, incluida, o tal vez especialmente, de la cultura infantil. Enseñar a un niño a odiarse o avergonzarse de sí mismo es un pecado contra su inocencia y un peso contra sus posibilidades”, sostuvo en su columna.

Aprovechando la cercanía con el 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer, el periodista denunció ambas caricaturas por su contenido: “Desde mediados del siglo XX se caracteriza por perpetuar el estereotipo de los ‘galanes franceses seductores’ encarnado en un zorrillo en constante búsqueda del amor, quien suele provocar el efecto contrario debido a su fuerte olor y su forma de atosigar a su ‘presa’”.

El columnista argumentó que “la caricatura normaliza la cultura de la violación y el acoso” al asediar invasivamente a la gatita Penélope Pussycat. En este sentido, expuso en un tuit los tres principales puntos que sostienen su conclusión: “Agarra y besa a una chica extraña, repetidamente, sin consentimiento y en contra de su voluntad; ella lucha poderosamente para alejarse de él, pero él no la libera y cierra una puerta para evitar que ella pueda escapar”.

Al respecto de Speedy Gonzáles se refirió al contenido racista que posee y que solo promueve la discriminación: “Sus amigos ayudaron a popularizar el estereotipo corrosivo de los mexicanos borrachos y letárgicos; y Mammy Two Shoes, una criada negra y corpulenta que hablaba con fuerte acento”, escribió el autor.

“El racismo debe de ser exorcizado de la cultura, incluida, o tal vez especialmente, de la cultura infantil”, sentenció Blow en su columna.

Repercusiones

Las palabras del periodista no tardaron en viralizarse por las redes sociales y, aprovechando que se encontraba en el ojo de la tormenta, profundizó mas su postura. En su Twitter: “Están locos porque dije que Pepe Le Pew se sumaba a la cultura de la violación. Veamos: 1. Agarra / besa a una chica / extraño, repetidamente, sin consentimiento y en contra de su voluntad. 2. Ella lucha con todas sus fuerzas para alejarse de él, pero él no la libera. 3. Cierra una puerta para evitar que ella se escape”.

Blow argumenta que este tipo de caricaturas no ayudan a educar a los niños, y recalca: “Esto ayudó a enseñar a los niños que ‘no’ en realidad no significaba no, que era parte del ‘juego’, la línea de partida de una lucha por el poder. Enseñó que superar las extenuantes, incluso las objeciones físicas de una mujer, era normal, adorable, divertido. Ni siquiera le dieron a la mujer la capacidad de HABLAR”.