Por qué el dólar sin cepo llegó a un récord de$200y va por más

0
147

El Senebi, que es el CCL libre, que utilizan los fondos y empresas para mandar divisas al exterior, sube sin parar desde las nuevas regulaciones.

Nota extraída de Cronista por Mariano Gorodisch

El dólar de mayor volumen negociado no es ninguno de los más conocidos: ni el solidario de $ 173, que apenas se puede comprar u$s 200 si se obtiene el sagrado y cada vez más difícil OK de la AFIP, ni el blue de $ 183 que mueve sólo u$s 5 millones por día.

Tampoco el dólar Bolsa de $ 178, que está intervenido por el Banco Central, o mejor dicho subsidiado, para que no pase por ahora la fatídica barrera de los $ 180. Si bien el financiero tiene un precio atractivo es un dólar con cepo, ya que sólo se puede comprar u$s 19.000 por semana, monto insuficiente para los grandes fondos de inversión y las empresas.

El dólar verdadero

El de mayor volumen negociado es el libre, sin cepo, que es el Senebi, que es una suerte de contado con liquidación libre (CCL), sin intervención del Banco Central, por lo cual el precio es mucho más caro, al punto que según el promedio de los Cedear más negociados cerró hoy en $ 196 y con los ADRs de mayor volumen en 197 pesos. 

Según un promedio de los Cedear más negociados, el senebi cerró en $ 196 y con los ADRs de mayor volumen en 197 pesos

Sin embargo, se produjeron hitos porque en el caso de Supervielle llegó hoy a $ 201, mientras en el de YPF tocó los $ 200 por primera vez en la historia. 

Cómo dar los primeros pasos para invertir

El de la petrolera es un caso emblemático, ya que es una de las acciones más negociadas junto con Galicia, que terminó en $ 197, el mismo precio que Telecom y Loma Negra, mientras con Macro dio un tipo de cambio de $ 198 y con Central Puerto alcanzó los 199,50 pesos.

De esto no se habla

El tema es que como la orden de la Comisión Nacional de Valores (CNV) y de Byma hacia los agentes es prohibir hablar de la cotización del Senebi, los brokers que quieren quedar bien con el regulador y con la entidad presidida por Ernesto Allaria remarcan que el precio de $ 201 del Supervielle quedó desarbitrado, y con apenas $ 30 millones de volumen, por lo cual dicen que se torna insignificante, como si las demás cotizaciones valieran la mitad.

Se produjeron hitos, que en el caso de Supervielle llegó a $ 201, mientras en el de YPF tocó los $ 200 por primera vez en la historia. 

Además, refieren que YPF cerró en $ 199,87, por lo cual aducen que nunca llegó a $ 200. El redondeo pareciera que no existe cuando les conviene.

Debajo de la alfombra

«Que los tipos de cambio implícitos hayan mermado considerablemente su presencia en titulares y redes no significa que las cosas no se estén moviendo debajo de la superficie», revela un paper de una de las principales entidades, que pidió a este cronista que el nombre no sea develado.

Compras y dinero en cuenta: claves del programa de beneficios de Ualá

«La operatoria con Bonares se redujo a un tercio respecto a la previa de las últimas restricciones, pero en Globales el volumen se mantiene. Por supuesto se cortaron muchos canales (y negocios relacionados), pero CCL y MEP siguen trepando, incluso también con AL30, a pasos de entre 0,2% y 0,8% por día, muy por encima del 0,03% del crawling peg oficial«, agrega.

CCL y MEP siguen trepando, incluso también con AL30, a pasos de entre 0,2% y 0,8% por día, muy por encima del 0,03% del crawling peg oficial.

Se ensancha la brecha

«El resultado, lógicamente, es una brecha cada vez mayor (79% y 96% para los CCL oficial y libre, respectivamente). Y aquí es donde radica la postura defensiva e inquietante para el mercado, que sólo ve cómo se junta más presión día a día», concluye el research.

«Con cotizaciones que fueron desde $ 195 y hasta 200 pesos por acción en CCL, se vio interés, y en algunos casos un desarbitraje en determinados papeles, producto de la necesidad de los inversores de no permanecer en pesos, y canalizarlos en activos financieros, como las acciones o Cedear», afirmó Hernán Schvarz, titular de la consultora ETR.

José Bano, de InvertirOnline, observa que la suba del precio del Senebi es una tendencia que va de la mano de la enorme emisión monetaria, lo que conlleva a que haya cada vez más pesos en la calle, y de ahí la puja a buscar alternativas en dólares.