Robo de caños del GNEA: Varios concejales dijeron que ya sabían

0
177

7 DE Marzo 2020 – Aclararon que el Concejo no tenía idea de la autorización de Prado para sacar los caños. El intendente asume que se llevaron los caños por “un arreglo con la nación”.

Robo de caños del GNEA: Varios concejales dijeron que ya sabían

La resolución del intendente Prado y los considerandos ambientalistas.

El robo de caños de 24 pulgadas de la cabecera norte del GNEA en jurisdicción del municipio de Aguaray, que se habría producido prácticamente desde el pasado 23 de diciembre, y a menos de dos semanas de la asunción del ingeniero Enrique Prado como intendente de la localidad, por lo cual la Justicia Federal inició una causa, había sido conocido (aunque a medias) por un grupo de concejales de esa localidad norteña. Fue cuando a los ediles les llegó el trascendido del secuestro de dos camiones de gran porte que circulaban por la ruta nacional 34 y que fueron detenidos por un control de la Gendarmería Nacional.

Carlos Sarzur, concejal de Aguaray y vicepresidente primero del cuerpo deliberativo, perteneciente a Adeco, la agrupación democrática comunal, en diálogo con El Tribuno precisó que el cuerpo se aboca en este momento «a convocar a una sesión para solicitarle al Ejecutivo municipal todos los informes referidos a este tema que tomó estado público. Antes que nada queremos dejar en claro que el Concejo Deliberante no tenía conocimiento de autorización alguna emitida por el intendente Prado para que alguien se lleve los caños de este ni o de algún otro gasoducto. El cuerpo en su conjunto es totalmente ajeno, pero queremos hacer las cosas como corresponde y en primera instancia solicitarle al Ejecutivo todos los informes. Además, extraoficialmente tenemos conocimiento de que eso se autorizó mediante resolución municipal, pero el cuerpo tiene el compilado de esas resoluciones y ninguna está referida a ese tema».

LE PUEDE INTERESAR Docentes tomaron el colegio «Juana Azurduy de Padilla» Programa de forestación

El secuestro de dos camiones

Sarzur precisó que «el tema llegó a nuestro conocimiento pero con muy pocos detalles hace unas tres semanas, cuando la Gendarmería Nacional había detenido a dos camiones transportando caños industriales y por eso nos acercamos al escuadrón Aguaray. Nos atendió el jefe de esa unidad y nos dijo que lamentablemente no podía brindarnos mayores informaciones porque todo estaba bajo investigación de la Justicia Federal; solo se nos confirmó que se había detenido y secuestrado la carga de dos camiones que transportaban estos caños, porque la documentación respaldatoria que llevaba el chofer del camión no era la indicada».

Sarzur precisó que «tenemos que conocer qué resoluciones se han emitido si es que se han hecho, y por qué no están en el Boletín Oficial que se nos envió, donde tienen que figurar todas, pero no queremos adelantar más nada hasta tener toda esa documentación en nuestro poder», manifestó el edil.

Acciones legales para todos

El intendente de la localidad de Aguaray, Enrique Prado, aseguró por una radio de Tartagal: «Le voy a iniciar acciones legales a todos los medios que me han difamado por ensuciar mi nombre y mi honor», y aseguró que no tiene ninguna responsabilidad en el robo de los caños de la cabecera norte del GNEA. «Esos caños son del Estado nacional, y si se los llevaron debe ser que esa empresa tiene algún arreglo con la nación. Yo no tengo nada que ver» aseguró Prado.

Ligó a La Cámpora con el robo

El intendente del Frente de Todos, Enrique Prado, aseguró que entregó los 35 kilómetros de cañería valuados en más de tres millones y medio de dólares por pedido del Gobierno Nacional. Vertua, la empresa a cargo de la construcción del gasoducto del NEA, denunció que robaron 35 kilómetros de cañerías en la obra que se realizaba en Aguaray y cuando se detuvo al camión que trasladaba las cañerías, corroboraron que tenía autorización del intendente Prado.

Según la documentación que exhibieron los conductores de los dos camiones que trasladaban los 2.500 caños, la autorización municipal detallaba que estos eran nocivos para el ambiente y que eran entregados a la empresa de Mendoza Osyp SA, que, según Prado, hace servicios ambientales. “Esa empresa venía con autorización de la Nación, específicamente de Ambiente”, afirmó señalando a la secretaría que conduce el camporista Juan Cabandié. El intendente agregó que la empresa mendocina que trasladó las cañerías está relacionada a la agrupación que dirige Máximo Kirchner. 

Prado aseguró que desconocía que los caños eran del gasoducto del NEA. 

f: El Tribuno