Salta, entre 6 ciudades de latinoamérica que separan residuos

0
92

Se destaca, entre los centros urbanos que tienen la misma cantidad de habitantes, por la separación de residuos en origen.

De todos los municipios del país, Salta fue seleccionada junto a dos ciudades de Córdoba y Mendoza, para el  segundo «Encuentro de Economía Circular y Gestión de Residuos» . En ese marco, se ubicó a la ciudad como una de las seis de latinoamérica con la misma cantidad de habitantes que separan los residuos en origen.

«Entramos en el radar, por eso estamos con una fundación internacional, subimos un escalón, la sociedad quería acompañar y había que marcar el camino. Llevamos la agenda medioambiental a un nivel más exigente, que tomará años», aseveró la intendenta Bettina Romero luego de agradecer a la Fundación Nuevas Generaciones y a la fundación alemana Hanns Seidel, que en conjunto llevan adelante el «Programa de gestión de residuos desde la perspectiva de la economía circular, en comunidades con amplio desarrollo de la industria turística».

El programa tiene por objetivo fomentar la economía circular que postula entre otros puntos, un uso eficiente de las materias primas y los recursos naturales, minimización de residuos, entre otros conceptos promovidos. Mediante un kit, el programa busca «brindar aspectos que deben ser tenidos en cuenta por las empresas que generan grandes volúmenes de residuos el momento de diseñar sus estrategias de responsabilidad social».

La intendenta aseguró que cuando en agosto pasado se decidió pasar al plan «Salta Separa», y pasar de 12 barrios de cobertura para la separación de residuos reciclables, a los 300 que conforman la ciudad, representó un punto de inicio que implica un «cambio de paradigma» y un «cambio cultural» que, reconoció, «llevará tiempo». Aunque destacó que la juventud y los niños «son actores fundamentales» porque tienen más asimilado el tema medioambiental.

Ese punto de inicio, aseveró la jefa comunal, debe ser además una invitación al compromiso de diferentes actores que inciden en el medioambiente con su actividad, tanto públicos como privados. En este sentido, la intendenta puso de ejemplo a Córdoba: «El separar le da más vida útil al vertedero, impulsa una economía circular, pymes, la reutilización de lo que separamos. Porque eso tiene un valor, Córdoba tiene un polo de productos del reciclado, hoy están haciendo los bancos y pupitres con materia prima reciclada, y los municipios compran productos ya reciclados, ese es nuestro objetivo». Sobre cómo la actividad puede influir en la potenciación del turismo, Romero indicó que «el turismo es cada vez más selectivo, somos un destino elegido por el disfrute de la naturaleza, una ciudad más sustentable será un mejor destino».

Cómo tratar los residuos electrónicos

Los expositores del encuentro fueron la licenciada en Ciencias Biológicas Anabela Petraroia, gerente de Residuos Especiales del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, y Pedro Martín Villanueva, subsecretario de Higiene Urbana del Ministerio de Espacios Públicos e Higiene Urbano de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA).
Petraroia expuso sobre el manejo de residuos electrónicos y el recambio constante de aparatos por la innovación tecnológica. Destacó la posibilidad de la reutilización de los residuos electrónicos para otros aparatos. 
La funcionaria compartió, además, la experiencia de CABA en el tratamiento de residuos especiales, área donde se desempeña. “Son residuos considerados intermedios, que tienen materiales que se recuperan y otros peligrosos, como el aceite vegetal usado, aparatos electrónicos, las pilas, y un montón de residuos que potencialmente pueden tener materiales que se pueden recuperar, pero a su vez tienen componentes peligrosos que hacen que deban ser tratados de manera especial”, explicó. 
En este camino, Petraroia recordó la ley nacional que exige que el 10% de combustible de las petroleras sea biocombustible. “El aceite de las frituras se usa para el biodiésel. Algo que tirabas en la cañería, es recurso. Un litro de aceite contamina mil litros de agua, lo que tiras por la cañería y contaminaba mucho, puede ser combustible. Para el biodiésel hoy se usa principalmente aceite de soja, que podría ser alimento”, advirtió la     funcionaria.