Tarjetas de alimentación, programas y seguimiento: Alberto Fernández presentará su plan “Argentina sin hambre”

0
153

  • 2019-10-07

Según un documento preliminar, combatir la pobreza será prioridad «número uno» de un eventual gobierno de Fernández.

El candidato a presidente por el Frente de Todos, Alberto Fernández, anunciará este lunes a las 10 en la facultad de Agronomía los lineamientos de su plan «Argentina sin hambre». Según un documento preliminar, el objetivo será prioridad «número uno» de un eventual gobierno de Fernández. Al acto fueron convocados tanto empresarios como sindicalistas y organizaciones sociales.

«El compromiso ético de construir una Argentina sin hambre, se debe transformar en una política de Estado y en la prioridad nacional número de un nuevo contrato social que nos una a todas las argentinas y todos los argentinos», es una de las declaraciones que ha dado Fernández.

Los ejes del plan son:

Mejor alimentación y nutrición

Bajar el precio de los alimentos

Generar más ingresos para las familias

Romper el círculo hambre-exclusión-pobreza

Crear empleos

Articular una red alimentación con salud, educación, desarrollo local y generación de trabajo

Implementar un sistema de alimentación sustentable y sostenible desde la producción hasta el consumo

La propuesta incluye una red de eslabones para alcanzar estos objetivos. Primero, la creación de un Consejo Federal «integrado por Universidades, Sindicatos, Cámaras Empresariales, Iglesias, Organizaciones Sociales, y otros actores locales» con el objetivo de «contribuir a garantizar, en conjunto, la seguridad alimentaria y nutricional de la población». Este último punto no está clarificado, aunque sí se creará un observatorio para evaluar el desempeño del Consejo.

Luego se regulará el acceso a la canasta básica de alimentos a través de la implementación de programas de control de precios como Precios Cuidados, del refuerzo de las tarjetas alimentarias, de las raciones en los comedores y de la devolución del IVA a las familias más pobres.

El tercer punto consiste en promover y consolidar una red de productores locales y de la economía popular. El cuarto, apunta a lo institucional: mejorar los programas de educación y nutrición saludable.

Finalmente, el documento preliminar hace referencia al financiamiento de este programa: el dinero saldrá del Fondo Federal de Alimentación y Nutrición sobre la base de un porcentaje del presupuesto nacional.