Viernes negro para Netflix: escandalosa caída del 24% en sus acciones y pérdida de terreno frente a la competencia

0
148

El gigante del streaming presentó los resultados de su último trimestre que decepcionaron a los inversores y analistas. Mayores costos y pocos suscriptores

La competencia en el mercado de streaming es cada vez mas encarnizada, y una de las empresas líderes ya comienza a notarlo. Es el caso de Netflix que en su último informe de resultados da cuenta de ello.

Los datos aportados por la compañía no hicieron otra cosa que elevar las dudas de los inversores, que la castigaron duramente apenas se conocieron los datos del último trimestre.

La desazón de los analistas se debió a que el gigante del streaming no cumplió con las previsiones del mercado de nuevos suscriptores y ofreció una previsión más débil de lo esperado para principios de 2022, por lo que los accionistas parecen dar por hecho que la compañía está entrando en una nueva fase de crecimiento más lento.

Ante este pobre panorama, las acciones de Netflix se desploman un 24% en la rueda del viernes de la bolsa de Nueva York, llegando a perder el piso de los 390 dólares, un nivel que había dejado atrás en abril de 2020.

Este derrrumbe también se hace notar en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, pues el CEDEAR de la compañía pierde un 25% en la rueda del viernes. 

El mayor servicio de streaming del mundo sumó 8,3 millones de clientes de octubre a diciembre, cuando lanzó nueva programación que incluyó películas repletas de estrellas como «Red Notice» y «Don’t Look Up» y una nueva temporada de «The Witcher».

Pero los analistas del sector habían previsto que Netflix sumara 8,4 millones, según datos de Refinitiv IBES.

En el trimestre anterior, hubo un repunte de nuevas suscripciones con respecto al período anterior. Esto se debió a las ventas de contenido, que incluyeron «El juego del calamar», éxito de la televisión coreana, que fue visto por más de 142 millones de usuarios en sus primeras cuatro semanas de estar disponible.

En la primera mitad del año, sólo se habían suscripto 5.5 millones de nuevos usuarios, versus 25.9 millones de igual período mitad de 2020 y en trimestres anteriores, la cantidad de nuevos usuarios en EEUU se había visto reducida drásticamente.

En definitiva, Netflix agregó solo 18,2 millones de clientes en 2021, un 50% menos que el año récord anterior. Además, la compañía pronosticó que la desaceleración continuará, al menos durante otro trimestre, y la perspectiva para el período actual no alcanza la proyección de Wall Street de 6,26 millones de nuevos suscriptores.

El total de suscriptores globales de la compañía alcanzó los 221,8 millones.

La compañía adjudicó la culpa a una economía difícil, especialmente en América Latina, así como a las consecuencias persistentes de la pandemia, aunque también reconoció que la competencia es cada vez más dura.

«Los consumidores siempre han tenido muchas opciones cuando se trata de su tiempo de entretenimiento, una competencia que solo se ha intensificado en los últimos 24 meses a medida que las compañías de entretenimiento de todo el mundo desarrollan su propia oferta de transmisión».

Sus competidores, como Walt Disney y HBO Max, están invirtiendo miles de millones en la creación de nuevos programas para hacerse con una parte del mercado del streaming.

Un dato importante a considerar es que la empresa invirtió u$s19.000 millones en contenidos en 2021, lo que representó un incremento del 13% en comparación con el año anterior.

La semana pasada, Netflix subió los precios en su mayor mercado, Estados Unidos y Canadá, donde, según los analistas, el crecimiento está estancado, y ahora busca expandirse en el extranjero.

En estos momentos, Netflix es uno de los servicios más caros del mercado, mientras que otros como HBO Max, ofrecen un catálogo más reducido pero de mayor calidad a un precio razonable.