Violación en grupo: la Universidad de San Martín suspendió a dos alumnos detenidos

0
154

Cursaban las carreras de Relaciones Internacionales y Arquitectura; la casa de estudios les inició un sumario pero que podría “derivar en una suspensión mayor o en su expulsión”.

Tras el aberrante caso de violación a una mujer de 20 años perpetrado por un grupo de seis hombres, la Universidad de San Martín confirmó que suspendió a dos de ellos que cursaban carreras de grado en dicha casa de estudios.

“En nombre de toda la comunidad de la UNSAM repudiamos enérgicamente el accionar de este grupo de personas (…) El Rectorado decidió como primera medida suspender preventivamente por resolución rectoral a los estudiantes que, según la información difundida hasta el momento, estuvieron involucrados en el hecho”, afirma en un comunicado difundido en redes sociales la universidad ubicada en la zona norte del Conurbano.

Además, se informó que ese sumario “puede derivar en una suspensión mayor o en su expulsión de esta casa de estudios, según el reglamento de la Universidad”.

El comunicado agrega que la institución cuenta con un “Protocolo para la Actuación en Situaciones de Discriminación por razones de Género y/o Violencia de Género” para garantizar el tratamiento adecuado de los casos.

“Esperamos que la Justicia determine las responsabilidades de este aberrante hecho. Pero no alcanza sólo con el accionar de la Justicia. Desde nuestra Universidad sostendremos y reforzaremos los espacios de gestión, reflexión y producción académica que apelan a la prevención e intervención”, finaliza el comunicado.

Según trascendió, los alumnos suspendidos son Ignacio Retondo, de 22 años y cursante de la carrera Relaciones Internacionales; y un segundo, cuyo nombre no trascendió, de la carrera de Arquitectura.

En la misma línea, Retondo fue expulsado de la agrupación kirchnerista “Lealtad Vicente López” donde militaba políticamente: “Ante los aberrantes hechos conocidos en la últimas horas queremos expresar nuestro mayor repudio a quienes cometieron este acto delictivo que atenta sobre uno de los principios fundamentales de nuestra organización política, que es la tolerancia cero a todos los tipos y modalidades de violencias por razones de género”, explicaron desde la agrupación K.

“Somos implacables en nuestro posicionamiento, no permitiremos que alguien que haya ejercido una de las formas más extremas de la violencia de género como lo es la violencia sexual, continúe participando en actividades de nuestra organización”, explicaron.

Y agregaron en otro tramo: “Seguimos militando por un proyecto nacional, popular, democrático y feminista, y por organizaciones que prioricen el cuidado de cada uno, cada uno y cada une de nosotres (SIC)”.