Vuelo narco: Sospechan que el jet privado bajó en Chimoné

0
148

4 DE Febrero 2020 – Tratan de establecer si los pilotos tienen vínculo con un importante cartel italiano. Ambos trabajaban en dos reconocidas aerolíneas.

Los pilotos que llevaban más de 800 kg de cocaína y fueron atrapados. El Deber

Poco más de una semana pasó desde que el jet privado Gulfstream Aerospace G-1159A (GLF3) llegara a esta provincia para salir rumbo a la isla caribeña de Cozumel, en el estado de Quintana Roo, pero fue interceptado algunos kilómetros antes por militares mexicanos. Entre las distintas hipótesis, sospechan que la escala ilegal del avión de origen norteamericano podría haber sido en el aeropuerto internacional de Chimoné, ubicado en el departamento de Cochabamba. Por otra parte, tratan de establecer si los pilotos bolivianos trabajaban para una organización internacional vinculada a la Ndrangheta.

Hasta el momento se aguarda si es que el fiscal que investiga el caso en México tiene algún resultado del GPS del avión y lo hará público. Se trata de una información importante dado que se sabrá a ciencia cierta si la aeronave realizó alguna escala clandestina para cargar los 32 bolsones de origen boliviano que contenían más de 800 kilos de cocaína, valuada en unos 12 millones de dólares.

Investigadores bolivianos de la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen (FELcC) sospechan que el llamado «vuelo fantasma» tiene como punto de descenso el mencionado aeropuerto. Se trata de una de las primeras hipótesis planteadas por el fiscal federal de Salta, Ricardo Toranzos, quien sostuvo que el avión podría haber realizado una escala en Bolivia o Perú.

Los pilotos profesionales oriundos de Bolivia, Miguel Ángel Blasquez Vallejos y Aldo López Matienzo, según el portal digital Sol de Pando, pertenecían a dos reconocidas aerolíneas de ese país. Según el medio Vallejos -quien comandaba el vuelo que llevaba la droga a Cozumel- formaba parte de la tripulación de la aerolínea Amaszonas, mientras su copiloto, López Matienzo, figuraba en planillas de la aerolínea estatal Boliviana de Aviación (BOA).