miércoles, febrero 28

Por falta de presupuesto y capacitación: se perdieron millones de datos provisorios del último censo

0
245

Desde el INDEC anunciaron que no se podrán dar cifras preliminares por imprevistos e inconsistencias que provocaron la suspensión de la publicación de los primeros resultados.

Inoperancia es la palabra que mejor define al Gobierno del Frente de Todos, lo que se refleja en este caso en la imposibilidad de conocer los datos preliminares del último Censo Nacional que llevó a cabo el Instituto de Estadísticas y Censos (INDEC).

Según informó el propio organismo oficial, confirmó que una serie de inconvenientes “no permiten reflejar íntegramente los totales preliminares de la población existente en cada una de las jurisdicciones del territorio nacional”.

“Los datos de las planillas resúmenes no cumplen con los estándares que requiere el Instituto para la difusión de información estadística precisa. El equipo técnico se encuentra trabajando directamente con la combinación de la información relevada en las cédulas censales y la base de datos del censo digita”, expresa el comunicado del INDEC.

Al parecer, entre los “inconvenientes” que marca el organismo estatal, estaría presentes la falta de fondos, lo que devino en una escasa capacitación para los censistas, generando errores y dudas durante el día del operativo. Lo que derivó en una mala gestión de los primeros datos.

El Censo 2022, fue el primero compuesto en un 50% de voluntarios civiles, a los que el organismo estadístico debía capacitar para el ejercicio de la actividad. Pero como suele pasar en nuestro país, este paso parece no haberse tomado en serio. La mayoría de los censistas admitieron que durante la jornada, no sabían cómo establecer ciertos datos, además de que hubo una gran cantidad de familias que no fueron tomadas en cuenta.

Por otra parte, la oposición denunció la manipulación de los datos oficiales en algunos distritos principalmente, del conurbano bonaerense. Algo que se haría de forma intencional para recibir más partidas presupuestarias, agrandando la cantidad de habitantes.

En ese sentido, existe una denuncia en la Justicia, que realizó el intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, “Desde el punto de vista de la coparticipación, nos preocupa porque es seguir demorando un elemento clave”, explicó el mandatario comunal.

“Esas dudas, esas diferencias, esas comparaciones entre población y electores; población y vacunados, son lo suficientemente fuertes como para hacernos pensar que algo pasó con la supuesta adulteración o manipulación en el censo 2010 en el caso de La Matanza”, sostuvo Valenzuela en diálogo con La Nación.

Pero esta no es la única sospecha que recae sobre el Censo 2022, es que la licitación para la impresión y digitalización de las planillas para cargar datos, quedó en manos de una imprenta ligada al grupo que administra los diarios Página 12 y Ámbito Financiero.

Al parecer la empresa ganó la puja que le adjudicó unos 5.300 millones de pesos, sin embargo la calidad de su trabajo fue cuestionado por otras compañías del sector, y se denunció que no cumplía con los estándares necesarios para titánica tarea.

Los problemas que afronta el organismo que dirige Marco Lavagna, no terminan allí, es que cerca del 5% de los censistas aún no cobraron los escasos seis mil pesos que se les prometió. A pesar de que pasaron unos cinco meses de que se realizara la jornada estadística.

Según el INDEC, el inconveniente surgió, nuevamente por un error en la carga de datos personales de los afectados al Censo, y por no coincidir su DNI con su Cuil, el Banco Nación, encargado de los pagos, no giro el dinero a las cuentas. Dejando más que claro la inoperancia de nuestros funcionarios nacionales.