EVANGELIO DEL DÍA

0
186

EVANGELIO DEL DÍA🌷🍃

Lucas (21,12-19):

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:
«Os echarán mano, os perseguirán, entregándoos a las sinagogas y a las cárceles, y haciéndoos comparecer ante reyes y gobernadores, por causa de mi nombre. Esto os servirá de ocasión para dar testimonio.
Por ello, meteos bien en la cabeza que no tenéis que preparar vuestra defensa, porque yo os daré palabras y sabiduría a las que no podrá hacer frente ni contradecir ningún adversario vuestro.
Y hasta vuestros padres, y parientes, y hermanos, y amigos os entregarán, y matarán a algunos de vosotros, y todos os odiarán a causa de mi nombre. Pero ni un cabello de vuestra cabeza perecerá; con vuestra perseverancia salvaréis vuestras almas».


🍃🌷MEDITACIÓN DEL EVANGELIO 🌷

Lc. 21, 12-19:

🍃🌷Perseguida.

1) Los primeros cristianos:

Uno de los puntos que me encanta es la historia de la Iglesia. Especialmente los primeros cristianos. Ver cómo vivían en un mundo donde no estaba Dios pero ellos pusieron a Dios. Hoy también podemos ser perseguidos, y lo somos. Pero contamos con más de 2000 años de experiencia y aquí continuamos, por el simple hecho de que esta obra es de Dios y no de los hombres. Reconocemos como Iglesia los logros y los errores que cometimos, pero seguimos en este mundo para lograr ser mejores personas y poner paz a un mundo tan golpeado.

2) Las posiciones:

Creo que como Iglesia supimos enfrentar los golpes y problemas. Vos, también en tu vida es necesario que asumas tus errores y problemas. Que sepas que afrontando se esclarece y ocultando se patea el problema o se oculta, pero el problema sigue. Hoy mira el todo de tu vida y enfrenta las cosas con todo lo que implica.

3) Pax:

Era lo que siempre buscaron los cristianos. Incluso en el Coliseo de Roma, que para nosotros los católicos es importante ya que allí murieron muchísimos cristianos con amor a Dios y, por sobretodo, con grandes milagros. Hoy quiero pedir por los católicos de Egipto, de Medio Oriente y de la zona de Asia, en donde son tan perseguidos y calumniados. Creo que la Iglesia Católica de occidente no dimensiona la persecución que hasta hoy recibe la Iglesia Católica de oriente. Pidamos por nuestros hermanos y demos gracias a Dios por tantos santos que dieron y dan la vida por Cristo