martes, marzo 5

Paula Chaves participó en Quién quiere ser millonario con su abuelo de 94 años y se llevó una gran suma de dinero

0
347

  • 2019-12-05

Le dicen Kaki, se dedica al rubro textil y se lució en “Quien quiere ser millonario” junto con la modelo.

Paula Chaves participó del programa Quién quiere ser millonario junto a su abuelo Isaac, de 94 años, y con el que se llevó una abultada suma de dinero.

“Soy una afortunada de tener a este abuelo y a mi abuela Vingui», comentó Paula. «Llevamos 69 años de casados», interrumpió Kaki cuando su nieta mencionó el orgullo que sentía por tener a sus abuelos. «Hay que cumplir y respetar a la otra parte. Cuidarla, respetarla y hacer una vida sana», contó como secreto para una relación tan larga.

«Me vuelve loca. Lo miro con orgullo porque no sabés lo que es como bisabuelo. Se tira al piso en cuatro patas y juega con mis hijos. Soy una bendecida por tenerlo», destacó Paula sobre su abuelo. 

Kaki cantó que cuando era joven participó del coro del Colegio Word, de Ramos Mejía. «Yo me siento bien y sigo trabajando. Hablo casi todos los días en inglés con gente de China. Mi primer trabajo fue haciendo publicidad con Fangio en Turismo carretera», recordó.

Cuando le consultaron a Isaac qué haría con el dinero que podría ganar, no lo dudó: «La voy a donar a mis nietos y bisnietos. También quisiera darle algo a esas organizaciones que trabajan para ayudar en África».

«Tiene una energía increíble. Lo invitás a comer un asado y viene. Le decís que hay un acto de los chicos en la escuela y no lo duda», reveló Paula hablando de su abuelo.

Después la modelo contó intimidades de su familia. «Nos gusta estar juntos y compartir. Siempre estuvieron muy presentes en mi vida. Empecé a trabajar a los 18 y ellos siempre me enseñaron a mantener los pies sobre la tierra. Hasta pude ayudarlos económicamente y sostenerlos durante muchos años, cuando las cosas no fueron tan bien. Siempre me criaron con mucha libertad y eso se los transmito a mis hijos». 

En otro tramo del programa recordaron a Jazmín de Grazia, la modelo gran amiga de Paula, quien falleció a los 27 años. “Ella decía que se iba a morir a esa edad como los rockstars. Su papá siempre decía que era una ‘loca’, como una ‘cascabel’, que le gustaba vivir a fondo. Y no escuchaba mucho a los demás. Tenía una familia de oro que la quiso ayudar siempre pero ella tenía una personalidad muy fuerte y tenía las cosas muy claras”.

“Yo sigo en contacto con su familia, la extraño mucho. Ella se me aparece en sueños, y es como que viene a decirme cosas. Yo cuando sueño con ella siempre llamo a su papá y nos contamos cosas: ‘Ricardo, se me apareció Jazmín, soñé con ella y me dice que está bien’, No sé si será real o en mis sueños, pero me pasa eso con Jazmín y con mi abuela materna también”, recordó Paula emocionada.

Por su parte, Kaki contó que conoció a su mujer porque era amiga de su hermana. Sin embargo, cuando empezó a narrar ese momento de su vida se emocionó. «Me costó trabajo conquistarla. Una vez la encontré en Mar del Plata, allá por el ’49, compre dos cintillos y le propuse matrimonio. Ese anillo todavía lo usamos».

Después de responder bien casi todas las preguntas, no supíeron contestar la que era por un millón, y se plantaron en los 750 mil que habían asegurado hasta allí.