Golpe de calor: síntomas y consejos para evitarlo

0
90
Cómo reconocerlo para actuar a tiempo

En los días de mucha temperatura, es importante estar alertas ante la aparición de ciertos síntomas, que son los indicadores de un posible golpe de calor:

– Si tenés sed intensa y sequedad en la boca.

– Si tu temperatura es mayor a 39º C (medida en la axila).

– Si presentás sudoración excesiva.

– Si tenés la sensación de calor sofocante.

– Si tu piel está excesivamente seca.

– Si notás agotamiento, cansancio o debilidad.

– Si tenés mareos, desmayo, vértigo o agitación.

– Si aparecen calambres musculares.

– Si tenés dolores de estómago, falta de apetito, náuseas, vómitos y dolores de cabeza (sensación de latido u opresión).

– Si estás en estado de confusión, desorientación, delirio.

Ante estos síntomas se debe ofrecer agua segura para beber, trasladar a la persona a un lugar fresco y ventilado.

Si es un chico, quitarle la ropa y refrescar su cuerpo con agua. Se recomienda:

– Evitar la exposición directa al sol desde las 10 hasta las 16 hs.

– Manejarse en ambientes frescos.

– No sobre abrigarlos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

– No tenerlos todo el día en brazos, porque eso aumenta la temperatura corporal.

– Hidratación: la leche del pecho materno en menores a seis meses ofrece la cantidad de agua y nutrientes que requiere. Y a partir de allí también incluir agua mineral.

– Protector solar que proteja de los rayos UVA y UVB, está aprobado su uso en mayores a seis meses.

– No exponer al sol en forma directa a los niños menores de un año.

– Cubrir las zonas expuestas, utilizar factor 50 y renovar cada dos horas.

Usar ropa clara, liviana, hidratarse, consumir frutas y verduras, no hacer actividad física cuando hace mucho calor y el sol está radiante, utilizar protector solar y evitar la exposición solar en horas pico son algunos consejos.

Fuente: Conbienestar