domingo, septiembre 26

Misterio en Cuba: ya son 6 los militares que fallecieron en los últimos diez días sin que se expliquen las causas

0
327
Sin dar detalles de las causas de los decesos, la dictadura cubana solo se limitó a comunicar los fallecimientos. Todos los cuerpos fueron cremados al momento de su muerte Las manifestaciones sociales en Cuba contra el régimen dictatorial que controla la isla hace más de 60 años continúan con un misterioso suceso: las autoridades han estado informando los fallecimientos militares sin explicar las causas de su deceso. En concreto, ya son seis en los últimos diez días.

Durante la noche del miércoles la televisora cubana dio a conocer el deceso de Gilberto Antonio Cardero Sánchez, citando una nota de prensa del Ministerio de las Fuerzas Armadas de Cuba. Como con el fallecimiento de los otros cinco militares, el Partido Comunista no brindó las razones de su muerte, a su vez, el cuerpo de Cordero Sánchez fue cremado inmediatamente después del deceso, sin que se sepa de actos fúnebres donde despedir sus restos.

La incertidumbre sobre estas muertes aumentan porque se dan en un contexto de revuelta social en la que la estabilidad del régimen se vio amenazada y mientras la isla atraviesa sus peores semanas con récords diarios de contagios por coronavirus.

En estos diez días también fueron anunciadas las muertes de: Armando Choy Rodríguez (87 años), Rubén Martínez Puente (79 años), Manuel Eduardo Lastres Pacheco, Agustín Peña Porres y Marcelo Verdecia Perdomo.

Pese al hermetismo con el que se maneja el régimen, lo que conocen de cerca las entrañas del Partido Comunista Cubano descartan la posibilidad de que se trate de una purga por una supuesta falta de apoyo a las protestas ya que todos eran militares del más alto apoyo al régimen castrista.

No obstante, en la cúpula quedó el fantasma de Jesús Manuel Burón Tabit, el viceministro del Interior que dimitió  tras cuestionar la toma de decisiones en el seno del ministerio y del Consejo de Seguridad, así como el uso excesivo de la fuerza policial para reprimir las manifestaciones comenzadas el 11 de julio.